Translate

miércoles, 28 de noviembre de 2012

De vuelta a casa


Ya hace dos semanas que nos reincorporamos a nuestra vida habitual, pero esta vez con Aran. La vida ha cambiado, pero tampoco tanto. La adaptación fue sencilla. Es una cuestión principalmente de organización. Y nosotros siempre hemos sido un poco germánicos en esto. Fue un poco estresante al principio, más que nada porque llevábamos acumulado el cansancio de las noches sin dormir en Chicago, la noche sin dormir del viaje en avión y la primera noche en casa que tampoco durmió nada el niño, supongo que del agobio del primer día de pasar de brazos en brazos. ¡¡¡Y es que Aran es pequeñito pero muuuy sensible!!! Y claro, en Chicago se acostumbró a estar solo con papá y papá, y ahora ya hay abuelos, bisabuelos, tías, amigos y vecinos!!! En definitiva, muchas caras nuevas.

El viaje fue muy chulo. Volamos con Iberia y nos trataron muy bien. Nos pusieron una cuna para que él durante el vuelo durmiese. Pasar el control de seguridad fue un poco “show”, Zapatos y chaqueta fuera, los pasaportes y las tarjetas de embarque en mano, el niño en brazos, desmontar el cochecito, supervisar la comprobación del contenido de los biberones,… Fue un poco agobiante, tal y como ya preveíamos. Ya en el avión, fue la atracción del vuelo. Todas las azafatas venían a verle… Y claro, dos chicos con un bebé, no es muy común! En todas partes se dan situaciones muy cómicas. Pero la gente reacciona muy bien. En general las personas desconocidas con las que nos hemos cruzado les gusta ver que el cambio del modelo familiar y social es real y posible.

En el ayuntamiento de Terrassa no nos pusieron ningún problema al empadronar a Aran. Y eso que no llevábamos ningún documento de los que hay que presentar habitualmente. Pero es que el libro de familia no lo tendremos hasta pasadas Navidades, y el padrón lo necesitábamos para poder llevar el niño al ambulatorio. Tanto en el ayuntamiento como en el ambulatorio fue la primera vez que veían un niño con dos padres. Supongo que en Terrassa habrá más casos, pero al menos esos funcionarios no se habían encontrado con esto. Tampoco su pediatra. Pero afortunadamente, la discriminación positiva se puso en marcha y todo fueron facilidades.

Aran está creciendo sanote, y muy bien. Ya ha ganado más de un kilo. Le gusta mucho que estemos por él… Ya sabéis: estar en brazos, mecerle, cantarle… Y ahora que es pequeño nosotros tratamos de mimarle tanto como pide. A veces llora, como por aburrimiento. La verdad es que está creciendo muy rápido. Y parece que el bebé que teníamos en Chicago ya es historia, ¡y sólo a pasado un mes! Los que ya han sido padres sabrán a lo que me refiero.

Aran en su makita.


El sábado pasado fuimos a pasar el día a Girona. Una ciudad preciosa que nos encanta y a la que siempre volvemos. Desde septiembre que no habíamos ido. Fue un día genial, en el que no paramos y la verdad es que con el bebé nos desenvolvimos muy bien, y eso que cada excursión es todo un montaje, pero después de todos los kilómetros recorridos, cualquier desplazamiento parece ya una broma.

Aran y Gerard en Calella de Palafrugell, Baix Empordà

sábado, 10 de noviembre de 2012

Adiós, Chicago!


Hoy escribimos el último post desde Estados Unidos. Dentro de unas horas sale nuestro avión hacia España. Ha sido un viaje increíble. No podemos nombrar a todas las personas que se han cruzado en nuestro camino durante estos días. Han sido muchas.
Nos hemos visto en situaciones que nunca hubiésemos imaginado, hace tan solo unos años. Nuestro viaje a la paternidad ha sido cualquier cosa menos convencional. Pero igual de intenso, o incluso más, agrandado por las dificultades.

Ayer nos juntamos con J y su familia para despedirnos. Fue muy bonito. Las niñas de J estaban deseando volver a ver a Aran, cogerle en brazos y achucharlo. Le llaman “baby Aran”. Nos encanta verlos juntos. Y sobretodo saber que para ellos Aran es importante en sus vidas. Por nuestra parte haremos todo lo posible para mantener ese contacto a lo largo del tiempo.
Esperamos poder volver a Chicago bien pronto, y que Aran conozca sus orígenes.



miércoles, 7 de noviembre de 2012

Noche de elecciones


Hoy son las elecciones americanas. Creo que tenemos suerte de estar aquí y poder vivirlo de cerca. Más aún estando en Chicago. La ciudad natal de Obama. La calle de nuestro apartamento está cortada. En frente tenemos un hotel dónde están preparando algo, ya que está lleno de policía, perros, coches de cristales tintados y muchas televisiones. ¡Esperemos que gane Obama!

Ayer fuimos al pediatra. Aran está muy bien. Sin problemas. Ha ganado peso, ha crecido y está perfecto para viajar en avión.

Por la tarde quedamos con la donante de óvulos de Aran, L. Ella fue muy amable con nosotros. Todo el encuentro se sucedió de una forma muy natural. Nos pareció una chica muy inteligente y muy guapa. Trabaja en la universidad, habla muy bien y ha viajado mucho. ¡Incluso estuvo en Barcelona durante la nevada de hace dos años!
Nos sorprendió que ella no sabía nada sobre la evolución de su donación. La llamaron hace dos semanas y le preguntaron si quería saber más sobre su donación… Ella contestó que sí… ¡Y le dijeron que Aran ya había nacido! Ella misma reconoció que se quedó sin saber qué decir, perpleja. Así que llamó a su hermana (que vive en Japón) y se rieron un rato. A nosotros nos encantó conocerla, poder charlar con ella, que cogiera a Aran en brazos, poder hacerles fotos… En un futuro le podremos hablar de ella y de este encuentro. Aunque la donación es anónima (y no tenemos ningún dato suyo), le dijimos que a nosotros no nos importaba que desde la agencia le mandasen fotos de Aran y poder así seguirle la pista. Ella contestó que se lo pensaría. Y vi que le brillaban los ojos. Se emocionó. Y no me extraña, porque.. ¿quién puede sentir indiferencia mientras tiene a este bebé precioso en brazos? No creo que sea fácil para ella su posición. Pero si los implicados somos honestos, creo que todo es más fácil. Realmente, los lazos y las relaciones que se generan durante este proceso son muy bonitas y especiales. No creo que haya nada parecido en  ningún otro tipo de relación humana.

Foto de familia

Bueno, nos marchamos a cocinar. Hoy toca tortilla de patatas. Tenemos un supermercado debajo de casa muy bien surtido dónde encuentras de todo. O sea que habrá que ir a comprar pan y tomates. Mientras que en la televisión no paran de bombardear con los resultados electorales condado a condado. 

Gerard escribiendo esta entrada en el blog.
Aran en primer plano, claro.

lunes, 5 de noviembre de 2012

Trámites en la Corte y el Consulado


Hoy es tarde de domingo y una muy buena ocasión para explicaros como nos fue en la Corte y  en el Consulado español.

A la Corte fuimos el día 1 acompañados por nuestra abogada. Primero fuimos al despacho del Sheriff del condado de Cook para que nos diera los documentos que acto seguido presentamos a la jueza. El Sheriff, muy simpático, pronunció unas breves palabras y seguidamente nos entregó los “papeles” de la adopción. No sin antes, darle unos golpecitos con los documentos enrollados a la cabeza. Una forma simbólica de entregárselos.


Con el Sheriff del Condado de Cook


Con esto, subimos a ver a la jueza. La disposición de la sala es la clásica de las películas. La jueza, sentada en lo alto del estrado, con una secretaria judicial, un policía que actúa como “conserje” y unos cuantos testigos. Nos llamaron y entramos con el niño en brazos. La jueza fue muy simpática. Nos preguntó cuando habíamos llegado a EEUU, cómo se portaba el niño, cómo era Barcelona, que el niño era muy guapo, … ¡Y ya está! Ahora solamente tenemos que esperar a mediados de diciembre para que nos manden la sentencia definitiva.

En la sala de espera antes del juicio


Al consulado fuimos el viernes. Nos decepcionó bastante la oficina. No sabemos muy bien lo que esperábamos encontrar, pero era fea fea. Hay tres ventanillas, como en las antiguas oficinas bancarias y unas bancadas donde sentarse y esperar. Ni siquiera había ninguna bandera española. Bueno, una foto de los reyes del año de María Castaña, amarillenta. No sé, fue un poco descorazonador. La chica encargada del registro de los bebés, Amaia, fue encantadora. Ya nos habían dicho que era muy maja. Todo fueron risas y facilidades. Recogieron los papeles… Y ahora a esperar! Entregamos nuestras partidas de nacimiento, la del niño,  fotocopia de nuestros pasaportes, el formulario de inscripción, nuestro libro de familia, y nuestra abogada les mandará la sentencia judicial definitiva. A ver si hay suerte y antes de Navidades podemos tener los documentos españoles del niño.

También intentamos cambiar los billetes para regresar antes. Pero ha sido imposible. Iberia nos pedía 2.000 euros para efectuar el cambio. O sea, unos ladrones. Nos arrepentimos mucho de haber comprado los billetes a ellos. Anteriormente viajamos con Klm y Delta, y no hubo nunca problemas, los aviones van más equipados (con TV personal para cada asiento), e hicimos todos los cambios que quisimos. Pero bueno, hemos pagado la novatada.

Mañana vamos al pediatra. A ver si ha ganado mucho peso y cuanto ha crecido!!!
Después del Conexión Samanta del otro día estamos recibiendo multitud de consultas y emails. Poco a poco iremos respondiendo a todo el mundo, pero os pedimos paciencia!!!


jueves, 1 de noviembre de 2012

Hoy es Halloween


Aran nos ha cambiado la vida de arriba abajo. Ahora de repente todo gira entorno a él: los horarios (tanto de comer, como de dormir o pasear), las conversaciones entre nosotros, las comunicaciones con los demás… Los planes a corto plazo, y los planes a largo. ¡Parece mentira lo rápido que se ha convertido en el centro de atención! Y eso que no habla…
La verdad es que estamos tan a gusto. Es un niño muy bueno. Solamente come y duerme. No pide estar en brazos, más que lo justo. No nos podemos quejar.
Por la noche hacemos turnos. Es como un reloj. Cada 3 horas pide su biberón. Durante el día ya nos hemos acostumbrado a manejarlo: bañarlo, cambiarle la ropa… y eso que manipularlo al principio daba impresión.
Hoy hemos ido a recoger el pasaporte estadounidense. Lo hemos tramitado “expedited”, o sea, urgente, porque lo necesitamos para volver a España la semana que viene. Por lo tanto, a parte del formulario habitual que se puede recoger en cualquier oficina de correos, hemos tenido que añadir el pago de 165 dólares, el Birth certificate, mostrar nuestro pasaportes, los vuelos de regreso y presentarnos los tres en la oficina del Estado dónde se expiden los pasaportes urgentes.

¡Ahora ya podemos volver a casa!

Pero antes, mañana debemos ir a la Corte dónde el juez nos va a “validar” como papás de Aran. Esto lo gestiona el abogado. Nosotros solamente asistiremos a este acto administrativo.

Hoy hemos alquilado una cámara para sacar unas buenas fotos de Aran. Valoramos el llevarlo a un estudio, pero como todo era muy caro y la falta de creatividad más que evidente, decidimos meternos a fotógrafos (que tampoco queda tan lejos del mundo audiovisual). Espero que queden chulas, ya os mostraremos las mejores.

Quedan pocos días en Chicago, el tiempo se agota y la lista de quehaceres se amplía. Mañana hemos quedado en vernos con J. y su familia. Creo que vendrán a la Corte con nosotros. Seguramente será el último encuentro antes de nuestra partida. El viernes tenemos hora en el Consulado español para nacionalizar a Aran (e inscribirlo en nuestro libro de familia). Y el lunes, y esto si que es novedad, hemos quedado en las oficinas de FSC para conocer a L., la donante de óvulos de Aran. Esto no estaba previsto y surgió así, como quien no quiere la cosa, hablando con Staci, de la agencia. Nos sugirió la posibilidad de conocerla y nos encantó la idea. De ella solo conocemos el perfil que nos dio la agencia con sus fotos y datos. Nos gusta mucho la idea de que conozca  a Aran. Será muy emocionante. Creemos que la sensación que sentirá ella debe ser muy particular. Inevitablemente, Aran preguntará por ella en un futuro no muy lejano y creo que nos conviene a todos poner caras, nombres y tener fotos de ese encuentro.

Este jueves, en el programa Conexión Samanta, se emite el programa sobre los mal llamados vientres de alquiler en Chicago. Podréis ver las aventuras de nuestros amigos Javier y Antonio y otros padres y madres del mundillo de la subrogación. Os dejamos una avanzadilla para que empecéis a calentar motores. No olvidéis los kleenex!!!


video


También publicamos una foto de nuestro retoño, que es el más guapo del mundo (y no lo decimos nosotros, que nos lo dicen por la calle), que es el protagonista absoluto del blog y que está creciendo muy rápido!!! :-)